Camboya 2019 – Etapa 3 – Angkor (I): Qué hacer en Siem Reap, Angkor y Tonle Sap

Organización y consejos para visitar la joya de la corona del Sudeste Asiático (Los Templos de Angkor) y alguno de los poblados cercanos al lago Tonle Sap.

No hay una forma óptima de adentrarse en el esplendor de los Templos de Angkor. Son tantos y tan impactantes que se necesita seguir un plan para aprovechar el tiempo y llegar al equilibrio perfecto entre la satisfacción y la sensación de no haberse apresurado.


¿Cómo es Angkor?

El Parque Arqueológico de Angkor es un es un conjunto de templos repartidos en 400 kilómetros cuadrados que destacan por su tamaño y su interés artístico y que forman una idealización del cosmos Hindu representado en piedra.

2019-12-camboya-angkor-bayon-05

Templo Bayon

De hecho, la mayoría de los templos Khmer antiguos siguen un patrón similar: un santuario central formado por una o varias torres representando el Monte Meru (hogar de los dioses y corazón del universo físico y espiritual para la cosmología Hindu y Budista).

Estas torres están normalmente rodeadas por varios muros concéntricos que representan las cadenas montañosas que rodearían al monte Meru, y todo esto dentro de un foso, que representa el océano.

2019-12-camboya-angkor-angkor-wat-templo-15

Templo Angkor Wat

Prácticamente la totalidad de los templos fueron construidos orientados al este, para captar los rayos de sol al amanecer, simbolizando la vida, a excepción del propio Angkor Wat, que está orientado al oeste (es decir, al ocaso, la muerte).


Transporte y Alojamiento

Los Templos de Angkor son la razón principal (y para la mayoría de la gente la única) para viajar a Camboya, de ahí que Siem Reap esté tan bien conectada como la propia capital, Phnom Penh. Lo más normal es llegar en autobús, pero el aeropuerto de Siem Reap tiene un montón de vuelos internacionales y también conexiones locales con Phnom Penh y Sihanoukville.

Siem Reap es, indiscutiblemente, el lugar elegido por todo el mundo para alojarse durante la visita a los templos. Se trata de una ciudad construida por y para visitar los templos (lo que vendría a ser un resort de esquí en la montaña). Aunque es cierto que conserva cierto aspecto de su pasado colonial, la verdad es que en la actualidad es como un universo paralelo en el que la miseria y pobreza que se ve en el resto del país queda totalmente escondida para que los turistas no suframos y lo pasemos estupendamente.

Es decir, una ciudad que no aporta absolutamente nada más que mucha oferta de alojamiento, tiendas y restaurantes; todo adornado con un estilo europeo decadente destinado al ocio y al consumo.

2019-12-siem-riep-cajero-cartel

Cajero con Windows XP y cartel con traducción libre

Pero bueno, hay que pasar por ese trámite y no se puede negar que está perfectamente ubicada para visitar los templos con mucha comodidad.

Nosotros nos alojamos en Le Water Villa, un hotel bastante nuevo y bien situado por el que pagamos 25$ la noche por una habitación doble con baño y desayuno (todo muy bien puesto, limpio y cómodo).


¿Cómo Recorrer los Templos?

Lo primero que hay que tener claro es qué tipo de entrada nos compensa. Hay tres posibilidades: la entrada de un día (37$), la de tres días (62$ y válido durante una semana) o la de siete días (72$ y válido durante un mes).

En mi humilde opinión, plantearse visitar Angkor en un día puede convertirse más en un suplicio que en un disfrute. Es muy fácil caer en la tentación de ir rápido de un lugar a otro para ver el mayor número posible de templos y acabar con una nebulosa en la cabeza en forma de piedra.

2019-12-camboya-angkor-preah-khan-14

La opción más recomendable es la del pase de 3 días para utilizar esas tres jornadas o, al menos, dos de ellas, pudiendo así ver tranquilamente templos principales y secundarios. El pase de 7 días está muy bien por la poca diferencia de precio, pero creo que resulta útil solo si se tiene el suficiente tiempo de viaje como para ir a Angkor en dos momentos diferentes para evitar la saturación.

En cuanto al transporte interno, y dejando de lado los tour organizados en coche, furgoneta, minivan o autobús, las opciones que nos quedan son la bicicleta, la moto y el tuk-tuk.

A mi personalmente la bicicleta, por mucho que me guste, me parece un sacrificio demasiado grande para visitar Angkor (salvo que se cuente con mucho tiempo y se visiten al día unos pocos templos). Las pistas son muy polvorientas y en general hace muchísimo calor.

2019-12-camboya-angkor-terraza-elefantes-4

Terraza de los Elefantes en Angkor Thom

Las opciones que considero más cómodas son la moto, para hacer el recorrido de forma independiente, o en un tuk-tuk particular, que fue lo que hicimos nosotros y que nos salió bastante bien.

Hay infinidad de tuk-tuks que ofertan sus servicios para visitar los templos, así que lo mejor es intentar dar con uno que tenga conocimiento del lugar pero que también sepa adaptarse a los gustos y opciones de los clientes.

Unos chicos que conocí en Laos me hablaron del tour de 3 días que habían hecho con un tal Mr. Vebol y de lo contentos que se quedaron. Todo me sonó muy bien, porque era justo lo que estábamos buscando: una ruta de 3 días para visitar los templos principales y varios secundarios intentando evitar, en la medida de lo posible, las hordas de gente.

2019-12-camboya-angkor-con-mr-vebol

Con nuestro conductor, Mr. Vebol

Así que contacté con él por whatsapp un par de semanas antes para asegurarme de que estuviese libre, y reservé su tuk-tuk para los tres días que teníamos planeados (26, 27 y 28 de diciembre). Conviene no olvidar también que, aunque los conductores de tuk-tuk siempre cuentan alguna cosa, no son guías, así que para ir con un guía certificado de verdad hay que buscar otra opción.

Mr. Vebol hizo muy bien su trabajo (15$ al día en total) y creo que supo combinar muy bien los templos con los momentos del día óptimos para visitarlos.

Es cierto que en algunos de ellos es prácticamente imposible escapar del gentío (Angkor Wat, Bayon, Ta Prohm…), pero sí que en general quedamos muy satisfechos con la tranquilidad del lugar.

2019-12-camboya-angkor-bayon-18

Además, le dejamos claro desde el principio que en cada templo nos tomaríamos el tiempo que nosotros considerásemos oportuno, y si se caía alguno de la lista por ese motivo nos hacíamos cargo y no pasaba nada, y fue algo que aceptó sin ningún problema.

Solo hubo una cosa que no nos gustó mucho y fue cuando nos llevo, el tercer día, a visitar el lago Tonle Sap y sus poblados flotantes… Pero bueno, recomendaría sin dudarlo sus servicios para recorrer los templos de Angkor sin morir en el intento.


Amaneceres y Puestas de Sol

A estas alturas del viaje por el Sudeste Asiático (cuando llegué a Angkor llevaba ya más de 2 meses viajando) tenía encima un cúmulo de amaneceres y puestas de sol tan espectaculares que poco me interesaba agrandar la lista.

Sin embargo, tampoco iba a dejar pasar totalmente la posibilidad de ver al menos uno, ya que esos momentos del día en Angkor también tienen una reputación bastante sonada.

2019-12-camboya-angkor-pre-rup-atardecer-2

La puesta de sol estaba ya en el itinerario de Mr. Vebol y la vimos el primer día en el último templo que visitamos: Pre Rup. Y fue bastante bonita, aunque había tanta gente que la sensación de contacto con la naturaleza que había tenido en Bagan, por ejemplo, no se sentía por ninguna parte.

2019-12-camboya-angkor-pre-rup-atardecer-1

Templo Pre Rup

En cuanto al amanecer, me decidí por ir yo solo a verlo el segundo día en el templo principal: Angkor Wat. Mi madre y mi amiga Cristina (que estaba en Tailandia y se vino hasta los templos para visitarlos con nosotros y así hacer un «remember» de nuestro viaje justo un año atrás a Líbano, Jordania e Israel) decidieron quedarse durmiendo.

2019-12-siem-riep-comida

Comiendo en Siem Reap

Mr. Vebol vino a buscarme a las 5 de la mañana y me llevó hasta la fachada del templo orientada al oeste para así ver el sol saliendo por detrás de las torres.

2019-12-camboya-angkor-angkor-wat-amanecer-1

Amanecer en Angkor Wat

Y bueno, la verdad es que sí que fue muy bonito. No había mucha gente porque, en general, los turistas deciden entrar al recinto para apiñarse junto a una de las dos lagunas y yo opté por quedarme fuera, al otro lado del foso principal, y creo que fue una buena opción.

El sol salió rápidamente iluminando el cielo y las ruinas del glorioso pasado del antiguo Reino Khmer para el deleite de todos los presentes.

2019-12-camboya-angkor-angkor-wat-amanecer-2

Cuando la gente empezó a salir del templo, aproveché para ir hasta donde estaba Mr. Vebol esperando y regresamos al hotel en busca de un ansiado desayuno para reponer fuerzas y prepararme para una segunda jornada de templos.


Itinerarios y Distribución del Tiempo

Me resulta increíble la cantidad de gente que se pega el viaje hasta Angkor simplemente para pasar un apresurado día haciendo fotos en los templos más importantes. Como ya comenté antes, una jornada realmente no llega a nada y puede resultar bastante frustrante: si vas muy lento te puedes quedar con la sensación de no haber visto nada, pero si vas muy rápido no habrás disfrutado de lo visto… ¡Un dilema terrible!

Lo que se recomienda en todas las guías es dedicar al menos dos días a visitar los templos y, para eso, hay incluso dos circuitos «clásicos» con nombre propio:

  • El Circuito Pequeño: son, aproximadamente, 30 kilómetros y demasiados tempos como para poder degustarlos como se merecen en un único día: Angkor Wat, Bayon, Thommanon, Chau Say Tevoda, Ta Keo, Ta Prohm, Banteay Kdei, Srah Srang, Prasat Kravan y Phnom Bahkent.
2019-12-camboya-angkor-ta-prohm-09

Ta Prohm

  • El Circuito Grande: un poco más largo en distancia que el anterior (44 km), incluye los templos de Srah Srang, Pre Rup, East Mebon, Banteay Samre, Ta Som, Neak Pean y Preah Khan.
2019-12-camboya-angkor-preah-khan-10

Preah Khan

Como comentaba antes, muchos templos y poco tiempo. Los tres días que pasamos con Mr. Vebol (de los cuales dedicamos 2 y medio a los templos) fueron mucho menos estresantes e igualmente vimos muchos templos a nuestro aire y sin la presión de un grupo que nos esperase.

  • Circuito Mr. Vebol Día 1: Banteay Samré, Banteay Srei, Preah Khan, Neak Pean, Ta Som y Pre Rup.
  • Circuito Mr. Vebol Día 2: Angkor Wat, Srah Srang, Banteay Kdei, Ta Prohm, Bayon.
  • Circuito Mr. Vebol Día 3: Phnom Bakheng, Baphuon, Phimeanakas, Terraza Elefantes, Terraza Rey Leproso, Thommanon, Ta Nei.

La última parte del tercer día nos fuimos a uno de los poblados del lago Tonle Sap, para romper así un poco la dinámica de templos y despedirnos de Siem Reap y la zona con algo diferente.


Kampong Phluk: La Vida en el Lago

En un principio habíamos ideado visitar algún poblado del Tonle Sap desde Pursat o Kompong Chhnang (lado oeste del lago), pero requería invertir más tiempo en desviarnos de la ruta principal, así que lo dejamos para Siem Reap (lado este del lago).

Una vez allí, nos decidimos por visitar el poblado Kampong Phluk, ya que mi amiga Cristina que había llegado a Siem Reap un día antes había ido y le había gustado la experiencia.

La Vida en Tonle Sap

Es imposible pasar por alto esta enorme masa de agua en el centro del mapa de Camboya. Casi toda la gente que vive en el lago son pescadores, mayoritariamente de etnia Vietnamita, que están viendo su sustento peligrar en los últimos años debido a la concesión de permisos a grandes empresas pesqueras por parte del gobierno.

2019-12-camboya-kampong-phluk-06-pueblo

Embarcación en Kampong Phluk

Aunque el incremento del turismo en el lago está, de alguna manera, reavivando un poco la economía de esta gente, está también destruyendo el estilo de vida tradicional de sus poblados.

De los tres más importantes cercanos a Siem Reap (Chong Khneas, Kampong Phluk y Kampong Kleang) el primero es, definitivamente, el más turístico, aunque en los otros dos cada vez se nota más el paso de la gente y de los grupos organizados.

Las Mafias y Engañifas

Mucha gente va a estos poblados en viaje organizado desde Siem Reap, pero como nosotros teníamos a nuestro chófer particular (Mr. Vebol), aprovechamos la ocasión y, después de visitar los templos del tercer día, fuimos directos hasta Kampong Phluk (aproximadamente a 25 km de la ciudad).

Una vez allí, Mr. Vebol paró en una especie de puesto de venta de entradas varios kilómetros antes de llegar al pueblo, donde nos decían que teníamos que pagar un precio desorbitado por acceder al pueblo y el paseo en barco.

La excusa era que «como solo sois dos», tenéis que pagar el barco entero. Entonces les comenté a un par de personas que estaban también allí para juntarnos e ir todos en el mismo barco, algo que no gustó nada a los de la taquilla, diciendo que «eso no se podía hacer».

¡Mendo morro! Me indigné tanto que le dije a Mr. Vebol que nos llevase hasta el final de la pista, hasta justo el embarcadero, porque sabía que allí también se podía comprar el billete para el barco. Y entonces nuestro conductor de tuk-tuk (no sabemos si por interés propio o por algún tipo de acuerdo que tengan todos con todos allí) nos dijo que no podía llevarnos hasta el embarcadero sin el billete, y sacó un lado poco agradable que no le habíamos visto hasta entonces.

Al final, por mi insistencia, creo que conseguimos pagar un precio más adecuado: 20$ en total por el pase con el billete de barco. Mr. Vebol nos llevó hasta el embarcadero (donde, efectivamente, había otra caseta para vender los billetes) y rápidamente nos subimos a uno de los barcos y empezamos el paseo por este curioso poblado no-flotante.

2019-12-camboya-kampong-phluk-03-embarcadero

Embarcadero

Y es que Kampong Phluk es un pueblo construido sobre unas estructuras enormes de madera que sujetan unas plataformas donde están las casas de la gente.

2019-12-camboya-kampong-phluk-07-pueblo

Cuando el lago está en su nivel más alto, durante el apogeo de la época de lluvias (agosto), el agua llega hasta las propias casas y, en la época más seca (abril-mayo), el nivel baja hasta 10 metros de altura y retrocede 500 metros, dejando parte del pueblo con más barro que agua.

2019-12-camboya-kampong-phluk-05-pueblo

El paseo en barco por el lago rodeado de todas esas casas con sus impresionantes estructuras de madera fue realmente bonito.

Después de un rato navegando, llegamos a un restaurante moderno pero construido imitando el estilo del propio pueblo, donde nos quedamos un rato disfrutando de las vistas.

Antes de irnos, nos animamos a hacer la última turistada del día, y nos subimos en una de las barcas rústicas con una mujer local para ir por los manglares inundados por las propias aguas del lago (5$).

2019-12-camboya-kampong-phluk-12-manglares

Señoras de los manglares

El paseo fue muy bonito y tranquilo ya que no había nadie más haciéndolo (mucha gente había optado por quedarse en el restaurante comiendo algo), así que lo disfrutamos mucho.

A la vuelta, nos subimos de nuevo al barco y pusimos rumbo al embarcadero. Me sorprendió muchísimo el hijo del patrón, que no tendría más de 7 años pero que manejaba perfectamente los mecanismos de encendido y apagado.

Todo era muy rústico, incluso en el propio barco. Todos los mecanismos y engranajes estaban al aire, y el «pedal del acelerador» (digámoslo así) era realmente una cuerda atada al motor preparada para pisarla con el pie.

2019-12-camboya-kampong-phluk-19-acelerador

Pero bueno, flotaba y andaba, que era lo importante. Justo al salir el patrón me dejó conducir un rato el barco, primero por el lago y después por el canal natural que se adentra en el pueblo.

2019-12-camboya-kampong-phluk-22-barca

¡Fue muy divertido! Nunca antes había conducido un barco a motor, y pude notar perfectamente la diferencia entre maniobrar en el agua y maniobrar con un coche en la carretera.

Pero bueno, salió bastante bien. El hombre no se asustó en ningún momento y me dejó continuar casi hasta el embarcadero.

2019-12-camboya-kampong-phluk-21-barca

La verdad es que valió la pena visitar este poblado para ver otro estilo de vida diferente en Camboya.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s